SDIS
Facebook Twitter YouTube Escudo Colombia
A- A A+

Llamadas de un ‘Ángel Azul’ que, se hacen por el celular, pero llevan al cielo

 

 
Bogotá, julio 30 de 2019. ¿Qué sentirías si de repente recibes una llamada y te dicen que están cerca de un familiar que dejaste de ver hace años atrás, tal vez décadas, y que por cosas de la vida terminó habitando la calle o consumiendo drogas?

Ahora piensa cómo esa persona que te llamó, se convierte en la mensajera de un reencuentro que llevaba años esperando, de buenas noticias y que en esa llamada que muchas veces no supera el minuto, hace que los hogares, familias, padres, hermanos, hijos y demás vuelvan a soñar con estar juntos.

Esa es la historia de Sandra Flórez, un ‘Ángel Azul’ de la Secretaría de Integración Social, quien hace cuatro años y medio ejerce su carrera como trabajadora social, y se convierte en la mujer, quien hace posible que aquellos habitantes de calle que aceptan a diario los servicios de los hogares de paso, puedan volver a encontrar a sus seres queridos.

Llegó a ser ‘Ángel Azul’ luego de un paso en varias entidades que se encargan del trabajo con población vulnerable. Como ella mismo decía, llevaba años pidiéndole a su Dios que le diera un trabajo en donde más que ofrecer un servicio, pudiera hacer más por las personas, entre eso quería, que las familias se volvieran a unir. “Me siento una persona que sabe que el soporte para todo es la familia y si tú estás unido con ellos, todo puede ser posible”, resalta Sandra.
 

Hace mucho tiempo, Sandra hace una de las tareas más difíciles dentro de un proceso de recuperación personal para un ciudadano habitante de calle, y es el restablecimiento de redes de apoyo, en otras palabras, lograr el primer contacto con las familias luego de años de ausencia y de diferentes conflictos que originaron tal vez la decisión de tomar las calles y el consumo de drogas.

“Tener el teléfono en la mano y esperar del otro lado que me contesten no es fácil. Decirle a alguien que no conoces, que tienes cerca a unos de sus familiares al que tal vez dieron por muerto en algún momento y que ahora escuchas, que vive y más aún que habita la calle y consume drogas, eso es difícil para mí comunicar, cómo será para esas personas que reciben mi mensaje”, comenta Sandra quien no oculta ese sentimiento confuso que se genera en cada episodio.

Pero no es solo realizar llamadas. Sandra en compañía de sus compañeros psicólogos y trabajadores sociales de los hogares de paso, hacen un trabajo fuerte en cada habitante de calle que llega al servicio. Allí, no solo tienen la posibilidad de recibir servicios de autocuidado personal como duchas con espacios dignos, alimentación nutricional, dormitorios para un descanso cómodo, y lo más importante un acompañamiento profesional que motiva día a día para dejar las calles y el consumo. Adicionalmente, es el inicio de un proceso de recuperación personal que trae consigo la reconstrucción de lazos familiares.

“Recuerdo mi primera búsqueda familiar. Llevaba mucho tiempo tratando de ubicar a la familia del ciudadano habitante de calle que se llamaba Guillermo, no recuerdo el apellido. Sin tener resultados y con fallidas marcaciones telefónicas, decidí pedir información exacta del lugar donde vivió el ciudadano años anteriores. Tomamos rumbo en busca de la casa con tal fortuna que llegamos al sitio mencionado. Lo más sorprendente es que la familia nunca se había ido de ese lugar, incluso tuvieron la idea de salir del país pero la esperanza de volver a ver a su familiar, los motivó a quedarse allí en ese barrio esperando a que Guillermo algún día tocara de nuevo la puerta. Un sueño que ese día se hizo realidad, era como volver a nacer”, recuerda Sandra quien llora recordando cómo cada día son más las familias que encuentran a sus allegados.

“Aló, no él no está muerto, aquí está a mi lado, ¿se lo paso?"…

Hace apenas unos días atrás, Sandra recibió en el hogar de paso ‘Bakatá’ a un habitante de calle llamado Obed. Como es de costumbre se acercó a él para entablar un diálogo y conocer más sobre su proceso. En ese momento se enteró que hacía 33 años, él no sabía de su familia.

Allí empezó la misión, apenas un número fijo que después de una gran búsqueda resultó siendo efectivo en la ciudad de Medellín, lugar en donde encontró a los hermanos de Obed y a quienes logró convencer para que aceptaran venir a la ciudad de Bogotá y se reencontraran con él luego de décadas de no estar juntos.

“Ese día me contestó una de las hermanas de Obed. Me presenté, le dije que era un Ángel Azul de la Secretaría de Integración Social de la ciudad de Bogotá, y tenía a mi lado a Obed uno de sus hermanos. Un silencio que no superó los cuatro o cinco segundos pasaron, luego escuché un llanto, gritos y alegrías, eso sí que hace estremecer a cualquier persona, hasta me hizo llorar, yo que me la paso en esto a diario”, afirma Sandra.

También han existido llamadas en donde no todo es color de rosa. Un rechazo inicial, una palabra de no creer, o tal vez un no quiero saber más de esa persona puede escucharse, pero se trabaja en minimizar ese daño personal y que a través de esos reencuentros las familias puedan volver a empezar.

Es claro que una de las mayores situaciones que generan el consumo de drogas o la habitabilidad en calle son los problemas familiares y para ello el trabajo profesional de Sandra y los cientos de ángeles azules en calle y centros de atención al momento de generar estos reencuentros familiares, se debe asumir con responsabilidad, confianza y respeto.

De ahí que un proceso de recuperación personal se pueda llevar a buen éxito en donde el ciudadano exhabitante de calle no solo retome sus hábitos personales, sus obligaciones y deberes sino adicionalmente pueda tener cerca a su familia; la medicina más fuerte y el remedio más efectivo para muchos problemas.

Sandra Flórez continúa todos los días con la misión de buscar y unir familias. La cuenta ya pasó por 50 y sigue cada día más y más motivada. Llora en cada encuentro, ya que no dejará nunca de sentir esa espinita del deber cumplido. Actualmente avanza en el desarrollo de una Maestría para su crecimiento profesional y espera cada día seguir compartiendo sus conocimientos con los habitantes de calle, quienes a diario acuden a los hogares de paso del Distrito. 

 
 
Facebook

Noticias Recientes
Otros 05 Diciembre 2019

Secretaria Gladys Sanmiguel, invitada en evento de migración en Washington

Secretaria Gladys Sanmiguel, invitada en evento de migración en Washington
Bogotá, diciembre 5 de 2019. Bogotá, con la crisis migrator...
Discapacidad 05 Diciembre 2019

´En bici a clase´, la historia de doña Blanca y su hijo, con discapacidad, quienes rompen límites

´En bici a clase´, la historia de doña Blanca y su hijo, con discapacidad, quienes rompen límites
Bogotá, diciembre 5 de 2019. Son las 7 de la mañana en la f...
Discapacidad 05 Diciembre 2019

¡Pilas!, cupos para niñas y niños, con discapacidad auditiva, en el jardín ‘Argelia’, de Kennedy

¡Pilas!, cupos para niñas y niños, con discapacidad auditiva, en el jardín ‘Argelia’, de Kennedy
Bogotá, diciembre 4 de 2019. El jardín infantil ‘Argelia’,...
Footer